Meditación

El primer paso para cambiar una vida que no te gusta es aceptar  que no estas siendo feliz. Para las exigentes virginianas como yo aceptar que no estamos siendo felices es algo asi como escalar el everest. Me llevo una lucha interna enorme darme cuenta que estaba mal, y mas aun admitirlo o pedir ayuda. Mientras tanto, pasaba el tiempo y cada vez se hacia mas barroso el camino. Asi que para cuando lo acepte, me encontraba con el auto enterrado en el barro y sin teléfono  para pedir ayuda. Un caos.
Una vez lei que debemos tener el valor para aceptar aquello que no podemos cambiar, debemos tener fuerza para cambiar lo que si podemos transformar y sobre todo tenemos que tener  claridad para discernir frente a cual de estas dos opciones me encuentro.
Lo cierto es que cuando el miedo, la tristeza y por que no la depresión te van ganando 1a0 es dificilicimo saber que queremos realmente o que podemos hacer. Por eso hoy, vengo a dejarles una meditación cortita que a mi me ayudo mucho en esa etapa.
.
Ponganse cómodas, cierren los ojos. Y despues de al menos tres respiraciones profundas empiecen a visualizar.
Imaginen que estan en un bosque, esta oscuro y lleno de árboles. Llegamos cansadas con una bolsa enorme en la espalda, ahí cargamos la angustia, el miedo, la duda, la tristeza que nos ha estado ahogando los dias. La bolsa es tan grande, y pesada como haya sido la tristeza que traemos.
De pronto, frente a vos, hay una pala enterrada en la tierra.La tomas y empezas a cabar. Haces un pozo bien profundo, todo lo mas que podes, y cuando está listo tomas la bolsa de arrastre, y la dejas caer en el pozo. Sentis el golpe seco que pega cuando llega al fondo, y sonreis.
Te pones de pie, y empezas a tapar el pozo, enterrando la tristeza, el miedo, la angustia y todo lo que hayas puesto en tu bolsa. Cuando acabas, te sacudis las manos. Pisoteas la tierra, y salis. Salis del bosque a un parque hermoso lleno de flores, ya sos mucho mas liviana. El corazon siente la tibiesa del sol y agradeces.
.
Nota:cada vez que la angustia o la tristeza vuelvan a querer aparecer recordas que ya no estan con vos, que las dejaste en aquel bosque y que hoy SOS LIBRE.

Ahora si, a por tus sueños!

Deja un comentario